Una ley que apague la especulación detrás de los incendios.

En común acuerdo el Bloque de Diputadxs del Frente de Todos y bloques provinciales presentaron un proyecto de protección de los Ecosistemas afectados por los incendios.

En el día de ayer, concretaron el proyecto de ley, Máximo Kirchner, jefe del Bloque de Diputadxs oficialista junto a lxs titulares de Interbloques Federal, Eduardo Bucca; de Unidad y Equidad Federal, José Luis Ramon; y lxs presidentes de Consenso Federal, Graciela Camaño; de Frente de la Concordia Misionero, Ricardo Wellbach; y de Juntos Somos Río Negro, Luis Di Giacomo.

La reforma tiene como objetivo modificaciones de la Ley 26.815 del Manejo del Fuego sobre el uso de las superficies que tenían previos a los incendios provocados o accidentales. Tendrá el debido tratamiento en las comisiones para enriquecer el proyecto, luego será presentado en el recinto.

«El objetivo de este proyecto no es sólo proteger aquellos ecosistemas que puedan ser víctimas de incendios y garantizar las condiciones para la restauración de las superficies, sino también desalentar los incendios intencionales y la especulación financiera e inmobiliaria», declaró el diputado Leonardo Grosso, quien preside la comisión de Recursos Naturales, donde también se está debatiendo una nueva ley de Humedales.

Entre otras modificaciones se encuentran:

– En caso de incendios en bosques nativos o implantados, áreas naturales protegidas y humedales, se prohibirá por el término de 60 años realizar: modificaciones en el uso y destino de la superficies; emprendimientos inmobiliarios de tierras fiscales o particulares; y cualquier actividad agrícola que sea distinta al uso y destino que la superficie tenía al momento del incendio.

– En caso de incendios en zonas agrícolas, praderas, pastizales o matorrales se prohibirá por el término de 30 años realizar: emprendimientos inmobiliarios; cualquier actividad agrícola que sea distinta al uso y destino que la superficie tenía al momento del incendio; y la modificación del uso de la superficie para desarrollar actividad agrícola intensiva (excepto en los casos en que esa práctica anteceda al incendio).

– Además, en el caso de tratarse de bosques nativos, estas prohibiciones podrán ser extendidas por más tiempo de acuerdo a lo que indique el Ordenamiento Territorial de los Bosques Nativos de cada provincia.

La iniciativa aparece para paliar el oportunismo y especulación de grandes negocios en este tipo de desgracias ambientales que se vienen denunciando en muchas provincias. La esperanza y el esfuerzo que se vienen realizando para terminar con los incendios se renuevan. La emergencia climática ha replanteado la estructura del sistema económico, financiero y productivo. Cuidar el medio ambiente es ahora.